martes, 26 de noviembre de 2013

Ruta de senderismo: el valle de Anievas

****************
Con el artículo de hoy acabo con los contenidos recopilados hasta ahora. Espero que el año que viene pueda ofreceros algunos artículos más.

*****************

Anievas, situado en el centro geográfico de la región, pese a encontrarse bastante accesible guarda aún los ecos de una etnografía característica, especializada en música tradicional y la existencia hasta hace poco de algunos de los últimos hórreos de Cantabria. Hoy os presento un recorrido bastante sencillo por transcurre por los cuatro pueblos de este poco conocido valle. 

Dificultad: Baja
Orientabilidad: Alta
Belleza: Normal
Tiempo y distancia: 2 horas y media y 9 kilómetros

Situación.

Desde Santander hemos de seguir la A-67 hasta la salida de Arenas de Iguña. Llegamos hasta este pueblo atravesándolo en dirección a Anievas. Tras cruzar el Besaya y el pueblo de Raicedo llegamos en breve al primer pueblo del pequeño valle, Barriopalacio, en donde comenzaremos a andar. Podemos dejar el coche en un ensanchamiento de la carretera enfrente de la parada de autobús.

Puntos de Interés

Praderías y ganadería. Vistas del valle. Arquitectura popular. Iglesia románica de Cotillo.

Descripción de la Ruta

Cruzamos el puente sobre el río Casares, principal curso de agua del valle, y a continuación entramos en el pueblo de Barriopalacio. Seguimos las calles más rectas, perpendiculares a la carretera, mientras vemos que este pueblo ha sabido conservar parte de su arquitectura popular a base de alineaciones de casas con balconada de madera.

De esta manera salimos pronto del pueblo caminando por una pista que discurre por el fondo del vallejo formado por el arroyo de la Canal. Cruzamos el río y llegamos a un cruce en el que seguimos por la izquierda (en realidad iremos a la izquierda en casi todos los cruces de hoy). Tras pasar sobre un arroyo secundario llegamos a otro cruce principal, en el que seguimos hacia la izquierda. 

Como casi todo el recorrido, este primer tramo transcurre entre prados; salpicados de pequeñas manchas de bosque. Afrontamos un tramo de fuerte subida que termina en nuevo cruce. Siguiendo hacia la izquierda nos acercamos al fondo de este valle. Por encima de nosotros se encuentra una zona más boscosa que termina en el monte Cildá, el cual ya fue tratado en este blog.

El camino llega hasta el arroyo y vuelve por el otro lado del valle, siempre en suave ascenso. Ahora vemos algunos otros picos del Besaya medio, entre los cuales se puede distinguir la pirámide del Pico Jano. Al poco se nos une un camino desde la derecha y cambiamos a la vertiente principal del valle. Iniciamos un descenso que combina tramos más empinados con otros menos marcados, mientras frente a nosotros, a lo lejos, vemos el pueblo de Villasuso. 

Una serie de revueltas nos permite llegar al pueblo de Cotillo, capital del valle. El primer edificio que encontramos es la sencilla iglesia románica, que se bordea por la derecha. Seguimos la calle principal en su descenso, con cierta tendencia a la derecha. En la parte baja, a la altura de una casa con balconada pintada de blanco, giramos hacia la derecha (si siguiésemos la calle principal pronto llegaríamos a la carretera).

Caminando sin apenas ascender pronto termina la parte asfaltada, la cual deriva en un camino orientado directamente hacia el pueblo de Barriosuso. Siguiendo esta referencia pronto vemos que el camino se transforma en un bello sendero que transcurre entre prados, una cambera, con algunos tramos empedrados. Tras cruzar de nuevo el rio Casares pronto llegamos al citado pueblo.

Ni Cotillo ni Barriosuso tienen el interés arquitectónico de Barriopalacio. Siguiendo la calle principal, con cierta tendencia a la izquierda, pasamos junto a una casa con una gran portalada de acceso y pronto llegamos junto a la iglesia. Desde aquí tenemos la pista que da servicio al pueblo y a continuación a la carretera general del valle. Hemos de descender un tramo por la misma descendiendo de nuevo hacia Cotillo durante aproximadamente un kilómetro.

Justo al lado del cartel anunciador del pueblo encontramos un camino en el lado derecho que hemos de tomar. Antes de llegar a una nave el camino gira a la izquierda y se transforma en una nueva cambera que asciende por la ladera. Tras dejar atrás otra derivación a la derecha terminan de nuevo los cruces mientras vamos teniendo nuevas vistas del valle y de Cotillo en primer plano. 

Tras dejar de ascender, la cambera serpentea en dirección suroeste. Ya en las proximidades de Calga vemos una derivación a la izquierda que desciende hacia la carretera y que no tomaremos. Inmediatamente llegamos a la entrada del pueblo. Desde aquí tenemos dos opciones: la primera es seguir el recorrido inicialmente propuesto siguiendo la carretera, la cual concluye en el pueblo de Barriopalacio tras trazar una amplia curva. 

Nosotros nos decidimos por una segunda opción: Pasamos junto al primer edificio del pueblo, que parece una pequeña ermita, y a la primera opción tomamos un camino que desciende de forma directa hacia la parte baja del valle y que termina justo en el punto donde dejamos el vehículo.

Comentarios

El recorrido se corresponde con el sendero de pequeño recorrido PRS-44. La señalización es escasa pero creo que los principales cruces están bastante claros y el trazado se puede recorrer de manera bastante fácil siempre que las camberas se mantengan libres de vegetación; tal y como estaban cuando yo realicé el recorrido.

Track del recorrido (pulsa en el círculo verde para más información)



Vídeo con imágenes del recorrido

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada